¿Cómo debe vivir el ser humano filosofía?

En su más amplio sentido, filosofía significa amor por la sabiduría. Vivir una vida filosófica significa comprometerse con la búsqueda de la sabiduría y la verdad, así como también con la formación de una visión personal de la existencia. Es decir, vivir de una forma filosófica involucra el hecho de tomar decisiones fundamentadas en una conversación profunda con los demás, además de analizar todas las opciones disponibles con la mente abierta.

Para empezar, vivir una vida filosófica implica una comunicación abierta con los demás. Esta comunicación debe ser profunda, honesta y sin juicios. Esto significa que debemos evaluar las ideas de los demás con respeto y sin prejuicios. De esta forma, estaremos en contacto con nuestra propia voz interior y con la capacidad de escuchar a otras personas.

En segundo lugar, el objetivo principal de la vida filosófica es la autocomprensión. Esto significa estar abierto a la consideración de los mensajes que nuestro inconsciente trata de comunicarnos. Estas comunicaciones pueden no ser obvias de inmediato, pero requieren reflexión y pensamiento profundo. Esto significa que no solo debemos evaluar ideas, sino también evaluar nuestras propias reacciones ante situaciones difíciles.

Por último, vivir una vida filosófica involucra una constante auto superación. Esto significa estar abierto a la experimentación, a la exploración de nuevas áreas de conocimiento y al desarrollo de nuevas habilidades. Como resultado, estaremos en un estado continuo de mejora, alcanzando un nivel de conocimiento y sabiduría cada vez mayor.

Vivir una vida filosófica es una decisión importante, pero que no debe tomarse a la ligera. La filosofía puede ayudarnos a evaluar nuestras vidas desde una perspectiva crítica y desde una perspectiva ética. Además, al practicar la filosofía aprenderemos a ser más honestos con nosotros mismos y con los demás, lo que nos permitirá vivir una vida más significativa y feliz..

Escrito por: Gonzalo Jiménez

Licenciado en Filosofía en la Universidad de Granada (UGR), con Máster en Filosofía Contemporánea en la Universidad Complutense de Madrid (UCM)
Desde 2015, se ha desempeñado como docente universitario y como colaborador en diversas publicaciones Académicas, con artículos y ensayos. Es aficionado a la lectura de textos antiguos y le gustan las películas y los gatos.

Deja un comentario

Shares