Analisis Filosofico de La guerra del fuego

La guerra del fuego - Jean-Jacques Annaud foto pelicula

La Guerre du Feu, de Jean-Jacques Annaud, cuenta la historia de un grupo de hombres en la prehistoria. Sin embargo, ser√≠a un error leer esta pel√≠cula como una pel√≠cula hist√≥rica. Es una f√°bula sobre la condici√≥n humana y su capacidad de adaptaci√≥n, no un informe sobre los croma√Īones.

Los temas filosóficos atraviesan esta obra: relación con los demás (sociabilidad), relación entre el hombre y la naturaleza.

¬ŅC√≥mo ha sobrevivido el hombre? es la pregunta que resume La guerra del fuego.

La tecnología como reflejo de la condición humana

La pel√≠cula gira en torno al fuego, ese viejo s√≠mbolo de la tecnolog√≠a y, por tanto, de la superioridad del hombre sobre las dem√°s especies: la tribu no sabe crear el fuego por s√≠ misma, as√≠ que nombra a un guardi√°n de la √ļnica llama que tienen para calentarse y alimentarse. El fuego, la t√©cnica, se presenta desde el principio como la l√≠nea divisoria entre el confort, la esperanza, en definitiva la vida, y el fr√≠o y la muerte. Como recurso vital, la llama est√° celosamente guardada, controlada, aunque escurridiza. Esta es la paradoja de la tecnolog√≠a: la voluntad de control y la imposibilidad de control. Con la tecnolog√≠a, el hombre s√≥lo puede aprender la modestia y la dualidad de su condici√≥n, tanto la fuerza como la debilidad (v√©ase tambi√©n la lectura de Ser y Tiempo sobre el tema)

Un ataque de una tribu rival har√° que la banda sea despojada de su objeto sagrado. Est√°n entonces condenados a vagar, sin refugio ni esperanza. A continuaci√≥n, encargan a los tres mejores guerreros que recuperen el fuego y dirijan esta especie de guerra tecnol√≥gica. Estos √ļltimos se enfrentan, sin √©xito, al Neanderdal, ilustrando as√≠ la insociabilidad del ser humano. Pero capturan a un Homo Sapiens, llamado Ika, del que tendr√°n mucho que aprender: en efecto, √©ste tiene el conocimiento del fuego. El fuego pierde su car√°cter m√°gico y se convierte en una habilidad, en un oficio. El salto es prodigioso, los croma√Īones tienen ahora lo suficiente para salir de su cueva. Ika, como el fil√≥sofo de la Rep√ļblica plat√≥nica, ha liberado a los esclavos ignorantes de la tecnolog√≠a.

Un fresco humanista

Annaud ofrece así una concepción optimista del hombre: es un ser conocedor, en perpetuo progreso. La tecnología le permite pasar de la ignorancia al conocimiento, de la indigencia a una vida tranquila. Esto implica también una responsabilidad total del hombre: nadie, ni nada, salvo él mismo, puede salvarlo. Responsable de sus progresos, pero también de sus fracasos y contratiempos. Es, por tanto, una película humanista, en el sentido de la creencia en la capacidad humana.

Por √ļltimo, podemos observar una nota feminista en esta Guerra del Fuego: es efectivamente una mujer la que aporta el conocimiento del fuego al hombre. Tambi√©n ense√Īa a hacer el amor. La mujer, nos dice Annaud, es el futuro del hombre.

 

Escrito por: Gonzalo Jiménez

Licenciado en Filosofía en la Universidad de Granada (UGR), con Máster en Filosofía Contemporánea en la Universidad Complutense de Madrid (UCM)
Desde 2015, se ha desempe√Īado como docente universitario y como colaborador en diversas publicaciones Acad√©micas, con art√≠culos y ensayos. Es aficionado a la lectura de textos antiguos y le gustan las pel√≠culas y los gatos.

Shares